Galería

Tony Guerrero: 14 años de injusto encierro

Queridos  amigos:

En Cuba, nuestra amada patria, acaban de matricular en las enseñanzas general, politécnica, laboral y universitaria más de dos millones de estudiantes.

El curso pasado, en todo lo que se denominan Ciencias Medicas,  que incluye la medicina, estomatología, psicología, enfermería y tecnología de  esta rama, se graduaron 32 171 profesionales. Entre ellos, 5 694 médicos de 59 países del mundo, un poquito más que los 5 315 nuevos médicos  nacionales.

Cada año egresan de 47 centros docentes de formación artística  unos 1 200 estudiantes.

Estos son sólo unos datos de la educación cubana, que es toda gratuita.

La tasa de mortalidad infantil en los últimos cinco años se  ha mantenido en nuestro país por debajo del 5% por cada mil nacidos vivos. En el  2011 fue del 4,9%, la más baja de todo nuestro continente (la de los Estados  Unidos fue del 6, 06%).
La esperanza de vida se encuentra en los niveles de  los países desarrollados y es hoy de 77, 98 años. Este es un indicador, según  explica un experto, “que refleja las condiciones de vida, de salud, de educación  y otras dimensiones socio económicas de un país o región’.

Estos son solo dos  indicadores de la salud cubana, que es toda gratuita.

En el 2011 visitaron a  Cuba la cifra record de 2 millones 700 mil turistas. Un 94% de ellos, según  encuesta realizada, le recomendaría a amigos y familiares el destino turístico  de nuestra isla. Un 84% repetiría su viaje. Un funcionario de la ONU para la  Prevención del delito declaro recientemente que Cuba es el país mas seguro de la  región, explicando que no presenta la grave situación de violencia que  caracteriza al continente y tiene grandes logros en la reducción de la  criminalidad. Además, elogió las conquistas en el deporte, la cultura, la salud  y el hecho de haber erradicado la exclusión total.

El representante de UNICEF  en Cuba declaro que el nivel de aplicación de la Convención sobre los derechos  del niño es excelente.

Nuestro solidario país tiene relaciones diplomáticas  con 190 países. Con muchos de ellos mantiene una estrecha relación de  fraternidad y cooperación, brindando no lo que nos sobra -porque en realidad nada nos sobra- sino lo que tenemos.

Más de cinco millones de personas en  distintos países se han alfabetizado gracias al método cubano “Yo, sí puedo”.

Un Reporte al Congreso de los Estados Unidos del julio de este año,  que en buena medida es calumniador, reconoce que Cuba no es un productor ni consumidor mayor de drogas, y que el gobierno cubano ha tomado un grupo de medidas importantes para evitar que se desarrolle el problema de la droga, al tiempo que ha ofrecido cooperar y firmar acuerdos con nuestro vecino del norte  para combatir este flagelo.

Militares de altos rangos, ustedes recordaran, declararon  en nuestro juicio que Cuba no es una amenaza militar para los Estados  Unidos…

Al arribar a los 14 años de injusto encierro, examino estos datos que  nadie puede rebatir, miro al mundo de hoy que se bate en medio de una compleja situación económica y de guerras de rapiña que pueden conducir a la destrucción de nuestra especie, y al pensar en nuestro pueblo tan abnegado, tan fraterno,  tan noble como heroico, me pregunto:

¿Por qué los Estados Unidos nos  bloquean?

¿Por qué protege y apoya el terrorismo contra Cuba?

¿Por qué  alimenta a un grupo de mercenarios que se hacen llamar “disidencia”?

¿Por qué  tergiversa constantemente nuestra realidad?

Mi primera respuesta y pienso, la  que resume todo, es:

Porque se quiere matar el ejemplo.

¿Por qué fuimos  arrestados, sometidos a castigos, enjuiciados en Miami, sentenciados a las más  descomunales sentencias, dispersados en cinco prisiones?

Por defender ese  ejemplo del vil flagelo del terrorismo o quizás mejor decirlo así, por castigar  a ése ejemplo, a nuestro pueblo…

“Un principio justo, desde el fondo de una  cueva, puede más que un ejército…”

“… al hombre honrado no le cuesta  morir esperando en la oscuridad en el servicio de la patria…”

“… Patria es  humanidad…”

Sentenció el Apóstol de nuestra plena independencia, José  Martí.

Gracias por su constante apoyo, por su indestructible  solidaridad.

Cinco abrazos.

¡Venceremos!

Antonio Guerrero Rodríguez

9 de  septiembre de 2012
Prisión Federal de Marianna

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s