Galería

La ONG ‘Solidaridad Española con Cuba’ y su ‘emprendedor’ Ricardo Carreras Lario

Da la impresión que Ricardo Carreras Lario y la ONG que preside son unos nostálgicos de la época colonial.

Me refiero al período en el que España disponía de sus súbditos y países subordinados imponiendo su “discurso evangelizador”.

El actual gobierno del Estado Español asume el triste y vergonzoso papel de legitimar y apoyar a una supuesta ONG “benefactora” de la libertad y la democracia en Cuba. Me refiero a la organización “Solidaridad Española con Cuba”.

En su web se presenta como: “Somos un grupo de jóvenes españoles que tratamos de ser solidarios con los demócratas cubanos y sus familias. Los españoles tenemos lazos culturales e históricos con Cuba. Esta nación hermana sufre la última dictadura de América Hispana. Los cubanos padecen desde hace 46 años un régimen político que nos les permite realizarse como persona, y que además de negarles los derechos políticos les ha hundido en la miseria económica y moral”.

Estamos -desde mi punto de vista- ante una clara intromisión de los asuntos internos de la Nación Cubana. Dicho de otra manera, financiar y legitimar una organización tapadera –como es el caso- tipo ONG asentada en otro país, es la vieja modalidad de la fracasada herramienta de subversión. Las relaciones entres los países ha de ser –únicamente- en base al respeto y al diálogo constructivo sin condiciones e injerencias de ningún tipo.

Quién firma la nota de referencia es Ricardo Carreras Lario presidente de dicha organización. ¿Quién es este ciudadano? La publicación Tercera Información nos da algunas pistas de este “emprendedor”.

Graduado en master en gestión política en la Universidad George Washington. Fue en esta época que tuvo sus primeros contactos con representantes de agencias federales norteamericanas y trabó amistad nada menos que con el conocido agente CIA Frank Calzón, quien se encontraba al frente del Programa Cuba en la organización Freedom House y luego creó el llamado Center for a Free Cuba para sacarle millones de dólares a la USAID para la subversión en Cuba”.

La publicación española en un artículo titulado: “Solidaridad Española con Cuba: una ONG con olor a Guerra Fría”, abunda en otros detalles sobre este “caballero”. “Posteriormente el señor Carreras Lario obtuvo un importante puesto como estratega en The Rendon Group, en Washington, DC. Una empresa especializada en operaciones psicológicas, con estrechas relaciones con el Departamento de Estado, el Pentágono, el Comando Estratégico y varias agencias de inteligencia estadounidense, incluida la CIA. Esta entidad ostenta un tenebroso historial en apoyo comunicacional a las intervenciones militares norteamericanas en: Panamá, Irak, Kosovo, Afganistán, entre otras. Además de desarrollar una intensa labor de guerra psicológica contra Venezuela dirigida a criminalizar la figura del Presidente Hugo Chávez”.

Los detalles sobre este personaje-mampara siguen aflorando. Tercera Información cierra este capítulo con otro dato relevante. “Este “directivo” dice ser también el presidente de otra curiosa empresa nombrada Latin Analysis Inc., que asegura dedicarse a la elaboración de proyectos de asesoría política a gobiernos y candidatos de la derecha conservadora en América Latina; aunque en realidad pareciera más una “tapadera” para la labor de infiltración y desestabilización de países progresistas latinoamericanos”.

Da la impresión que Ricardo Carreras Lario y la ONG que preside son unos nostálgicos de la época colonial. Me refiero al período en el que España disponía de sus súbditos y países subordinados imponiendo su “discurso evangelizador”. Para este personajillo, la ONG y todos los trasnochados de este carril se impone recordarles que Cuba es un país libre, soberano e independiente. No estamos dispuestos a recibir órdenes, “actos de magia” o mañas de ningún gobierno u otra ONG aunque lo disfracen de angelicales benefactores del siglo XXI. En más de cincuenta años de Revolución Cubana hemos potenciado una vasta experiencia histórica de confrontación con los enemigos de nuestro proyecto socialista y martiano vigente en nuestro país.

Amerita desmontar el discurso que preside la web de dicha organización a pesar de la síntesis. El texto es más que suficiente para entender la burda intención de estos tecnócratas “Made in Spain”.

Cuando hacen referencia a: “Somos un grupo de jóvenes españoles que tratamos de ser solidarios con los demócratas cubanos y sus familias”, está claro por dónde van los tiros. “Demócratas”, esa palabra tipo esponja, ese vocablo que en el caso de Cuba tiene sus tíos, primos, hermanos e hijos predilectos. El lenguaje requiere de una reinterpretación a pesar de que está escrito en nuestro idioma. “Solidaridad Española con Cuba”, se refiere a los mercenarios radicados en Cuba financiados por la Oficina de Intereses de los Estados Unidos en la Habana, la Agencia Central de Inteligencia (CIA) y las organizaciones internacionales que forman parte de los patrocinadores de la mal llamada disidencia que sueña con instaurar el capitalismo en Cuba.

En otra parte de esta nota de presentación se expresa: “Los españoles tenemos lazos culturales e históricos con Cuba”. Esa es una gran verdad, pero hay que recordarles que esos lazos se han de fundar y fortalecer en base al respeto, al diálogo y la franca comunicación con el pueblo y el gobierno cubano que preside el compañero Raúl Castro, quien ostenta esta alta responsabilidad por la voluntad de todo un pueblo.

Continua la nota con un grosero lenguaje que desnuda las esencias hostiles de esta ONG –reitero-, asentada en el Estado Español: “Esta nación hermana sufre la última dictadura de América Hispana. Los cubanos padecen desde hace 46 años un régimen político que nos les permite realizarse como persona, y que además de negarles los derechos políticos les ha hundido en la miseria económica y moral”.

El pueblo cubano no sufre de ninguna dictadura como pretenden acuñar de manera reiterada organizaciones tapaderas como “Solidaridad Española con Cuba”. La permanecía del modelo de sociedad socialista está refrendado por la voluntad de la inmensa mayoría de los cubanos. El término “América Hispana”, me recuerda –una vez más-, el tufillo colonial que todavía tienen algunos españoles nostálgicos de una época de ignominia, saqueo y muerte. Un período de la historia de nuestros pueblos en la que perdieron la vida millones de hombres y mujeres de nuestra América por la conquista del oro.

El “emprendedor” Ricardo Carreras Lario se vuelve a equivocar en los términos y adjetivaciones. Este impresentable afirma: “Los cubanos padecen desde hace 46 años un régimen político que nos les permite realizarse como persona, y que además de negarles los derechos políticos les ha hundido en la miseria económica y moral”.

Ante esa infame afirmación yo le respondo. Son 54 años de Revolución humanista, martiana y marxista que se refunda desde los cimientos del pueblo. La historia de la Revolución Cubana es la permanente resistencia en contra del más poderoso imperio de la historia de la humanidad. Seguimos soportando el Bloqueo comercial, económico y financiero más largo de la historia de la humanidad. Su demostrado recrudecimiento es un explícito atentado a la voluntad soberana de los cubanos.

Nuevamente tomo nota del artículo de la publicación española Tercera Información. En otra parte del texto, refiriéndose al estatus jurídico de esta organización puntualiza: “… aparece inscrita en el Registro Nacional de Asociaciones Españolas como “organización independiente y sin fines de lucro”. Aunque en realidad no es independiente y su actividad resulta especialmente lucrativa gracias a los abundantes fondos que recibe, y maneja sin transparencia alguna, de agencias federales e institutos norteamericanos. En fin, un ardid que también emplea para burlar al fisco español”.

Señor Ricardo Carreras Lario, Presidente de la ONG “Solidaridad Española con Cuba”. Le emplazo abiertamente para que haga públicas las cuentas de la ONG que usted preside. Nos informe a todos los cubanos y a los ciudadanos españoles del origen de sus fondos, de las cuantías que maneja y para que están destinados. Quiero pensar que la ONG “Solidaridad Española con Cuba”, se caracteriza por la transparencia de sus objetivos y el claro uso de los recursos financieros de que dispone. ¿No deberían informar también al contribuyente de los Estados Unido?

Me permito sugerirle cinco ideas para que haga un mejor uso de esos fondos.

Primero: Apoyo a la “Plataforma de Afectados por la Hipoteca” (PAH). Esta organización lleva una crucial batalla por el cumplimiento de unos de los artículos fundamentales de la Constitución Española. Artículo 47. “Todos los españoles tienen derecho a disfrutar de una vivienda digna y adecuada. Los poderes públicos promoverán las condiciones necesarias y establecerán las normas pertinentes para hacer efectivo este derecho, regulando la utilización del suelo de acuerdo con el interés general para impedir la especulación. La comunidad participará en las plusvalías que genere la acción urbanística de los entes públicos”.

Segundo. Clara complicidad con las mareas blancas y verdes que luchan por una salud y una educación públicas y gratuitas para todos los ciudadanos de este hermoso país. Ambos grupos sociales desarrollan una ejemplar ofensiva en contra de las políticas privatizadoras que son el sello recurrente del capitalismo.

Tercero. Entrega total y absoluta a las ONG que en España luchan de manera frontal por la retirada de las bases militares de los Estados Unidos asentadas en el Estado Español. Estos emplazamientos forman parte de la estrategia de la organización genocida y criminal conocida por las siglas de (OTAN). La permanencia de estas estructuras militares, laceran la soberanía y la integridad nacional de este gran pueblo y lo pone en la mirilla de posibles conflictos internacionales guerreristas de escala internacional.

Cuarto: Estrategias y acciones concretas para revertir el claro detrimento de los presupuestos de los servicios sociales cuyos recortes, ponen en peligro a los sectores sociales más vulnerables de este país.

Quinto: Complicidad y entrega a las organizaciones que luchan por el cierre inmediato de los “Centro de Internamiento de Extranjeros” (CIE), que constituyen verdaderos campos de concentración en pleno siglo XXI.

Si usted y la ONG que preside se aventuran a “dar un giro” hacia mis cinco sugerencias sabrá que sus patrocinadores le cerraran el chiringuito. Pasarán a las filas de los criminalizados por la elite reaccionaria del Estado Español, los grandes medios de comunicación y sus padrinos del Norte, que no verán con buenos ojos este cambio de postura.

No es ocioso recordarle que nuestro pueblo y gobierno acumulan una experiencia histórica de lidiar con “ONG” del calibre de la que usted preside. No subestime la inteligencia del pueblo cubano. La historia de estos 54 años de Revolución es la prueba material de la resistencia y entrega a una obra de la que hacemos causa común.

Octavio Fraga Guerra – Cubainformación / Cinereverso.-

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s