Galería

Una “ONG” española se presta servil a la agencia estadounidense USAID contra Cuba

La política del gobierno de los Estados Unidos que preside el “Premio Nobel de la Paz” Barack Obama contra Cuba, es clara continuidad de su antecesor, el criminal de guerra George W. Bush. Algunos pocos datos bastan para entender la dinámica de su política exterior en ese período.

 Bush, -desde que asumió la presidencia de la nación norteña en el 2001-, elevó el presupuesto para crear en Cuba una oposición subordinada a los intereses de los cubanoamericanos más reaccionarios de Miami y de la Casa Blanca. La cifra ascendió de 3,5 millones de dólares en el año 2000 a 45 millones en el 2008.

La comisión para “la asistencia de una Cuba democrática”, fundada por el ex presidente Bush establecía: “Identificar medios adecuados para poner fin rápidamente al régimen cubano y organizar la transición”. Barack Obama no difiere de esta práctica dándole continuidad a este programa. Cambió el inquilino la sede de la Casa Blanca, pero las acciones contra la Isla son de similares texturas y objetivos.

El diario “El Nuevo Herald”, nada sospechoso de tener una política editorial a favor de la Revolución cubana delata sobre esta idea. En su edición digital del 18 de noviembre de 2013, bajo la firma de Juan O. Tamayo y con el titular: “Error revela planes de Washington para Cuba”, nos delata sobre este medular asunto.

La introducción del texto es bien elocuente: “Los documentos, definitivamente, no estaba clasificados como secretos. Pero contenían información detallada sobre programas del gobierno de los Estados Unidos para ayudar a disidentes cubanos que el gobierno cubano ha declarado ilegales como parte de una campaña semiclandestina para derribar al régimen comunista”.

Reitero la parte final de esta nota introductoria, “…como parte de una campaña semiclandestina para derribar al régimen comunista”. 

El texto avanza por otros derroteros. Lo “sustantivo” evoluciona en torno al error de no usar una línea no codificada por parte de la Agencia para el Desarrollo Internacional de EE. UU. (USAID), para el envío de documentos a diplomáticos estadounidenses en La Habana.

Sin embargo es relevante otro elemento contenido en el artículo que me sirve para ilustrar algunas de la ideas que quiero subrayar. Su autor lo redacta de esta manera. “Su solicitud de más de 200 de páginas contenía la historia completa de su trabajo anterior en los programas prodemocracia en Cuba de USAID, dijo el funcionario, los nombres de algunos posibles candidatos para recibir entrenamiento y los lugares donde podrían ser entrenados”.

Hago -por segunda vez-, otro llamado de atención sobre el texto citado en este párrafo que es muy ilustrador, “…los nombres de algunos posibles candidatos para recibir entrenamiento y los lugares donde podrían ser entrenados”.

En otra parte de esta nota periodística, se revela la identidad de un funcionario del gobierno de los Estados Unidos. “El programa para Cuba de USAID no tiene nada clasificado, nosotros simplemente llevamos a cabo los programas de un modo discreto para ayudar a asegurar la protección de todos los involucrados”, dijo Karl Duckworth, portavoz de la USAID.

Continúa Juan O. Tamayo su trabajo periodístico citando un documento oficial: “USAID no puede ser considerada responsable de cualquier daño o inconveniencia sufrida por individuos que viajen a la isla con fondos de USAID”, dice un contrato de la agencia.

¿Qué pretendo compartir con el desmontaje de este texto? ¿Cuál o cuáles son las esencias que quiero destacar con este artículo de opinión? Las respuestas –en parte-, están en dos párrafos de este mismo texto que edito a continuación.

“La solicitud de USAID para la propuesta SOL-OAA-13-000110, hecha pública el 10 de julio, ofreció un total de $6 millones por tres años, divididos en al menos dos subvenciones de no más de $3 millones y no menos de $1 millón”.

La nota continua por estos derroteros: “Su objetivo era “fortalecer la capacidad humana en la isla por medio de brindar oportunidades a los líderes de sociedad civil para viajar fuera de Cuba con objeto de aprender habilidades técnicas y recibir experiencias en una serie de campos importantes para el desarrollo de la democracia y la sociedad civil”.

Estos “simples párrafos” son más que suficientes para entender lo que denunciamos los cubanos de honor. El intervencionismo del gobierno de los Estados Unidos es bien conocido en la gran isla del Caribe y en América Latina. La intromisión en los asuntos internos en los países con los que el gobierno de los Estados Unidos no comparte sus políticas nacionales, tiene como uno de sus brazos ejecutores más activos, a la USAID.

Su labor es claramente desestabilizadora. Sus acciones -dentro del territorio cubano- son violatorias de las leyes y los principios que rigen la Constitución de la República de Cuba. Una carta magna aprobada por el pueblo cubano que exigimos respetar.

Mientras la crisis económica sigue golpeando severamente a la sociedad norteamericana, la USAID continua dilapidando el dinero de sus contribuyentes para promover la desestabilización de los gobiernos que no responden a los intereses de Washington ni se pliegan a ellos. Son los casos de Cuba, Venezuela, Bolivia, Nicaragua, Ecuador entre otros.

Desde el año 1966, cuando comenzó el Programa Cuba de la USAID, esta agencia federal norteamericana a destinado millones de dólares para financiar a la contrarrevolución cubana que solo ha servido para que varios de esos elementos, dentro y fuera de la Isla se enriquezcan y con frecuencia se destapen escándalos de corrupción.

A principios de este año la mercenaria y vulgar Berta Soler fue denunciada en un video titulado, “Escándalo de corrupción en las Damas de Blanco empaña premio del Parlamento europeo dotado con 50.000 euros”. El reportaje televisivo destapa con lucidez los ejes de esta noticia.

Es conocido que la CIA ha utilizado y utiliza a organizaciones no gubernamentales (ONG) como tapaderas para realizar sus misiones de espionaje y subversión en todo el mundo. Tal fin se apoya en la USAID para dar cobertura a esas supuestas ONG para que ejecuten sus tareas subversivas  y así puedan justificar ante el fisco, al menos una parte importante del financiamiento que reciben, sin contar las partidas secretas.

Varias son las ONG que registran un amplio historial en su trabajo subversivo contra Cuba y que han sido denunciadas públicamente como organizaciones fachadas de la CIA que reciben financiamiento de la USAID para, mediante medios y métodos clandestinos, promover el derrocamiento de la Revolución Cubana.

Tales son los casos, -entre otras-, de Freedon House, Fundación Pontis, People in Need y Solidaridad Española con Cuba. Esta última una seudo ONG creada y financiada para encubrir la labor de espionaje y subversión contra Cuba teniendo en cuenta que su propósito es el de contribuir a desestabilizar el orden constitucional cubano vigente.

A tal fin esta supuesta ONG española recluta, entrena y financia viajes a emisarios para recopilar información sobre la situación interna de la Isla. Realizar evaluaciones sobre las reales potencialidades de diferentes grupúsculos contrarrevolucionarios y abastecer de indicaciones, dinero, recursos tecnológicos y otros materiales a sus cabecillas, encontrándose entre sus principales receptores el grupúsculo contrarrevolucionario “Damas de Blanco”.

El presidente de la llamada “ONG” Solidaridad Española con Cuba, es el español Ricardo Carrerras Lario, quién antes de crearla realizó numerosos viajes a la Isla utilizando la fachada de turista. Así contactó sistemáticamente a varios cabecillas contrarrevolucionarios a los que entregó instrucciones, dinero y otros recursos, además de recolectar información sobre la situación del país.

El Sr. Carreras Lario es graduado en máster en gestión política en la Universidad George Washington. Fue en esta época que tuvo sus primeros contactos con representantes de agencias federales  norteamericanas y trabó amistad con nada menos que el conocido agente de la CIA Frank Calzón, quién se encontraba al frente del programa Cuba en la Organización Freedom House.

Otro relevante dato, es que el señor Carreras Lario trabajó como estratega en The Rendon Group, en Washington D.C. Una empresa especializada en operaciones psicológicas, con estrechas relaciones con el Departamento de Estado, el Pentágono, el comando estratégico y varias agencias de inteligencia estadounidense, incluida la CIA. Esta entidad ostenta un tenebroso historial en apoyo comunicacional a las intervenciones militares norteamericanas en Panamá, Irak, Kosovo, Afganistán entre otras naciones.

También es el Presidente de otra curiosa empresa nombrada Latin Analysis INC, que asegura dedicarse a la elaboración de proyectos de asesoría política a gobiernos y candidatos de la derecha conservadora en América Latina. Aunque en realidad pareciera más una tapadera para la labor de infiltración y desestabilización de países progresistas latinoamericanos.

En su sitio digital www.solidaridadconcuba.com no muestra ninguna transparencia en cuanto a los abundaste fondos que recibe ni el manejo que hacen de los mismos. No obstante se sabe que la referida ONG es uno de los principales canales empleados por el Instituto Republicano Internacional (IRI) de Estados Unidos.

La muestra de ello es que el (IRI), entregó a la ONG 615 000 dólares a invertir entre septiembre de 2008 y diciembre de 2009. Esta cantidad es solo la que aparece declarada públicamente y no incluye otros fondos millonarios que otorga el gobierno de los EE. UJU. y sus agencias de inteligencia.

En un artículo titulado: “Solidaridad Española con Cuba: una ONG con olor a Guerra Fría”, bajo la firma de Julio Ferreira publicado el 28 de marzo de 2013, nos revela particularidades de este sucio, intervencionista y subversivo entramado “USAID-ONG Solidaridad con Cuba”.

El texto publicado en www.tercerainformacion.es y otros medios digitales el autor señala. “No son pocas las operaciones encubiertas financiadas por esa agencia de espionaje para manipular ONGs –ficticias o reales– en función de lograr los objetivos políticos de Washington de cambiar a líderes y gobiernos de países que no respondían a sus intereses hegemónicos; y Cuba, obviamente, no ha sido la excepción”.

Ferreira continua con la siguiente reflexión: “Sucesivas administraciones norteamericanas y sus servicios especiales no han escatimado esfuerzos ni multimillonarios fondos para destruir a la Revolución Cubana. En ese empeño extendieron su cerco subversivo también al escenario europeo, valiéndose, entre otros métodos, de la vieja estratagema de utilizar como “fachada” ONG´s que actúan en realidad como “Caballo de Troya”.

En otra parte de la citada nota periodística, es relevante el dato de quien o quienes son los receptores de estos financiamientos. El artículo citado así lo denuncia: “Entre sus principales receptores están las minúsculas organizaciones contrarrevolucionarias como las autodenominadas Damas de Blanco y los llamados periodistas independientes, el Movimiento Cristiano de Liberación, Partido Arco Progresista y el Comité por la Integración Racial”.

El señor Carreras Lario, ha de conocer el código penal vigente en el Estado Español y el que rige en los Estados Unidos, de cuyo gobierno es un claro servidor. No obstante me tomo el trabajo de citarlos, relacionados con las acciones que este desarrolla.

El Código Penal español de 1995 prevé sanciones severas para esos delitos. Según el Artículo 592, “serán castigados con la pena de prisión de cuatro a ocho años los que, con el fin de perjudicar la autoridad del Estado o comprometer la dignidad o los intereses vitales de España, mantuvieran relaciones de inteligencia o relación de cualquier género con gobiernos extranjeros, con sus agentes o con grupos, organismos o asociaciones internacionales o extranjeras”.

El Artículo 589 del citado código, prevé una sanción de uno a tres años de prisión para “el que publicare o ejecutare en España cualquier orden, disposición o documento de un gobierno extranjero que atente contra la independencia o seguridad del Estado, se oponga a la observancia de sus Leyes o provoque su incumplimiento”.

En Estados Unidos, según el artículo 951 del Código Penal de ese país, “cualquiera que no sea funcionario diplomático o consular o agregado, que actúe en Estados Unidos como agente de un gobierno extranjero sin notificación previa al ministro de Justicia […] es susceptible a este título de una sanción que puede llegar a diez años de prisión”.

El párrafo 953, conocido como la Ley Logan, estipula que «todo ciudadano de Estados Unidos, sea quien sea, que, sin autorización de Estados Unidos, emprenda o mantenga, directa o indirectamente, una correspondencia o una relación con un gobierno extranjero o cualquier funcionario o agente de éste, con la intención de influir en las medidas o la conducta de un gobierno extranjero o de cualquier funcionario o agente de éste, respecto a un conflicto o una controversia con Estados Unidos” es susceptible de una sanción que puede llegar a tres años de cárcel.

El pueblo y el gobierno cubano son celosos defensores de la soberanía de la nación cubana. La patria de José Martí no se ha mancillar con las botas sucias de quienes pretenden subvertir los principios y las leyes que el pueblo cubano ha refrendado.

La historia de la Revolución cubana de los últimos 53 años, está curtida por la experiencia de combatir -con toda la inteligencia y la serenidad que nos asiste-, las acciones de los imperios, de los mercenarios, y las organizaciones que se prestan para perturbar la legalidad en Cuba.

Carreras Larios, -al igual que los mal llamados “disidentes”, padecen de una incultura sistémica. Desconocen las esencias, los valores y la historia de un pueblo que ha resistido brutales actos terrorista y acciones de guerra de mayor calado.

La obra de la Revolución cubana es la mejor expresión de la voluntad de todo un pueblo. Su vitalidad y renovada virtud como patria culta y libre, responde a los pilares de la democracia socialista y los principios humanista que el Héroe de la República de Cuba dejó para todos los cubanos. Nos asiste el deber y derecho de defendernos de los males que acechan a nuestra nación.

José Martí –al que los mercenarios del imperio citan fragmentado-, expresaba en un discurso pronunciado en Clarendon Hall, Estados Unidos, el 25 de junio de 1885: “Quiero que el pueblo de mi tierra no sea como éste, una masa ignorante y apasionada, que va donde quieran llevarla, con ruidos que ella no entiende, los que tocan sobre sus pasiones, como un pianista toca sobre el teclado”.

Por Octavio Fraga Guerra – Cinereverso

*Editor del blog. www.cinereverso.org

Madrid, 11 de diciembre de 2013.

Artículos relacionados:

EEUU habría financiado a una ONG española con 600.000 dólares para organizar a la oposición cubana http://rebelion.org/noticia.php?id=124940

“Disidentes”: Su dinerito de la USAID http://m.cubasi.cu/cubasi-noticias-cuba-mundo-ultima-hora/item/23119-disidentes-su-dinerito-de-la-usaid

Solidaridad Española con Cuba: una ONG con olor a Guerra Fría http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article49281

Uno de los enemigos viene de España. http://nstor.wordpress.com/2012/08/15/uno-de-los-enemigos-viene-de-espana/

Error revela planes de Washington para Cuba. http://www.elnuevoherald.com/2013/11/18/1617258/error-revela-planes-de-washington.html

La guerra contra Cuba: Nuevos presupuestos y la misma premisa. http://www.cubadebate.cu/opinion/2010/04/02/guerra-eeuu-contra-cuba-nuevos-presupuestos-misma-premisa/

Escándalo de corrupción en las Damas de Blanco empaña premio del Parlamento europeo dotado con 50.000 euros. http://www.cubainformacion.tv/index.php/en-portada/49557-escandalo-de-corrupcion-en-las-damas-de-blanco-empana-premio-del-parlamento-europeo-dotado-con-50000-euros-exclusiva-en-video-de-cubainformacion-tv

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s